Tu Cerebro Al Desnudo

¿QUIÉNES SON ESTOS TÍOS?

Te estás haciendo viejo y tu cerebro también

Te estás haciendo viejo y tu cerebro también

Hoy te vengo a contar una historia de cuando tenía 15 años.

Es probable que a ti lo que yo hiciera con 15 años te importe una mierda. Tiene sentido. Pero el motivo por el que te cuento esto te puede interesar.

De hecho, eso espero.

Aquí hemos venido a hablar de nuestro cerebro, y una de las preocupaciones que muchos tenemos es cómo va a envejecer nuestro coco.

Cuando yo tenía 15 años empecé a salir de fiesta.

Por aquella época, en mi pueblo era típico celebrar los cumpleaños en las peñas. Algo así como las "house party" de las películas americanas pero a lo cutre.

Como buenos chavales de 15 años teníamos ideas brillantes. Como la de mezclar mangaroca con piña. Cuantas más cosas añadieras a tu vaso mejor.

Había algunos que hasta se podían masticar.

No hace falta ser un experto para saber que no fue muy beneficioso para mi cerebro.

Pero son cosas de la edad.

Osman me contó que, por suerte, en esa etapa de nuestras vidas se produce la famosa poda sináptica, esto quiere decir que se eliminan las conexiones que no se han usado.

Literalmente, llegamos a los 18 años con menos cerebro que antes.

Después de esta “limpieza”, nuestro cerebro nos da otra oportunidad y empieza nuevamente a crecer.

Si tienes menos de 18 años te diría que no bebas mangaroca con piña. Se te caerán los dientes.

Pero como, probablemente, tengas más, te diría que el envejecimiento de nuestro cerebro depende directamente de lo que estamos haciendo hoy.

Por desgracia no hay otra poda sináptica en la vida, así que, no nos queda otra que ponernos las pilas y tener unos hábitos adecuados.

Profundizar en este tipo de cosas es lo que buscamos con esas dosis de cerebrina que enviamos a los suscriptores.

Por si te interesa, puedes probarlo abajo. Es gratis y puedes darte de baja cuando quieras.

©2022 Tu Cerebro Al Desnudo ○ Made by Estudio Iber

Contáctanos: contacto@tucerebroaldesnudo.com